Conectate con nosotros

Nacionales

Extraño suceso en servicentro

Publicado

en

Una universitaria que cargaba combustible en una estación de servicio fue sorprendida por unos sujetos que le enviaron una tarjeta promocional a través de un playero. Segundos después de agarrar el papel, sufrió parálisis y reacción alérgica, denunció.

El extraño hecho ocurrió en la estación de servicio “Petrobras” ubicada sobre la calle Rodríguez de Francia, el sábado, alrededor de las 14:30.

La universitaria identificada como María Paz Paredes llegó al servicentro con la intención de cargar combustible, cuando en un momento dato el playero le acercó una tarjeta que promocionaba termos en venta, diciéndole que el papel “se lo enviaba una persona del vehículo de al lado”.

Extrañada y tomada por sorpresa, la joven recibió la tarjeta. Apenas unos segundos después de haber entrado en contacto con el papel, María Paz comenzó a sentir hormigueos que corrían por la mano y el brazo que había sostenido la tarjeta.

SE ENCERRÓ EN SU AUTO

Desesperada, llamó a su madre y le pidió que fuera urgentemente a buscarla. Cuenta que pensó en salir y pedir ayuda a los playeros, pero luego pensó que no, que mejor era no bajar del coche.

Cuando su madre llegó minutos después, sintió la confianza de bajar. Para ese momento, cuenta que se encontraba llena de ronchas y tenía náuseas, por lo que vomitó.

Cuando llegó su madre y la gente se empezó a agolpar en el lugar, la camioneta de la que le habían enviado la tarjeta huyó raudamente del sitio. Lamentablemente, la denunciante no pudo anotar el número de chapa.

La joven, que desarrolló una reacción alérgica, fue trasladada a una clínica privada, donde se sometió a algunos análisis para determinar con qué químico fue afectada.

Inmediatamente después, fue con su padre a denunciar el hecho en la Comisaría 3ª Metropolitana, donde dejaron la tarjeta en un sobre cerrado, que se remitirá a la Fiscalía este lunes.

ANALIZARÁN TARJETA

El padre de María Paz, Enrique Paredes, informó que solicitarán un estudio forense de la tarjeta en el Ministerio Público, a fin de saber qué contenido tiene el material que había provocado la reacción de su hija.

Además, personal de la estación de servicio donde ocurrieron los hechos puso a disposición sus cámaras de circuito cerrado para que los investigadores puedan visualizar la camioneta desde la cual que se entregó la tarjeta a la universitaria.

La víctima contó que la tarjeta estaba rociada con un líquido azul en su parte posterior, y tiene anotado un número de teléfono, que también será investigado. (fuente abc digital)

Sigue leyendo
Anuncio Su negocio aqui
Comentarios

Tendencia